Iglesia pide honestidad y celeridad en manejo de fondos de pandemia

El Arzobispo de Asunción, Monseñor Edmundo Valenzuela, en su mensaje emitido durante el Te Deum celebrado  en  homenaje al 210° aniversario de la Independencia Nacional,  lanzó una crítica hacia las autoridades sanitarias, por no haber respondido con eficacia y transparencia a las demandas generadas por la Covid-19.

Señaló que  las vacunas y la implementación de políticas de salud eficientes para toda la población son necesidades imperiosas.

“El país pide a gritos medicamentos en los hospitales públicos, en cantidad y calidad compatibles con el dinero adicional asignado a estos menesteres. Que el dinero público se utilice con honestidad y con celeridad. Que haya menos familias de luto a causa de situaciones evitables”, expresó.

BINACIONALES

Por otro lado, consideró que la renegociación del Tratado de Itaipú, prevista para el 2023, debe ser  una causa nacional. “Pedimos honestidad y firmeza, a quienes tendrán a su cargo la defensa de los altos intereses de la patria”, refirió.

REFORMA DEL ESTADO

Asimismo, el sacerdote lamentó la falta de avances en la Reforma del Estado, pese a los grandes anuncios que se realizaron al respecto.

“La Reforma del Estado, vital para disminuir los gastos innecesarios y tener servicios públicos más eficientes, no ha avanzado más allá de pomposas declaraciones públicas y reuniones de algunos actores, buscando impacto mediático, pero cuidando muy bien, no afectar los irritantes privilegios de quienes debían liderarla”, sentenció.

Sostuvo que el Estado debe tener el tamaño suficiente para el cumplimiento de sus fines con autoridad, austeridad, dignidad, corrección y eficiencia para bien de toda la población, su protección y cobertura de necesidades esenciales. “Necesitamos un estado austero, previsible y al servicio efectivo de los demás”, agregó.

APOYO A LA FAMILIA

Finalmente emitió un mensaje en apoyo a la familia, como “un don inapreciable para Paraguay”, agregó  que el padre y la madre en relación de amor con sus hijos y apertura respetuosa hacia sus ascendentes, forman la familia que está en el origen de esta celebración patria.

“No podrá avanzar la sociedad que pisotea sus raíces; quienes ningunean su origen, quienes dejen de lado a la familia, no irán a buen puerto”, enfatizó.

Audios