Caso Emboscada: sostienen que capataz tuvo que haber visto quiénes se llevaron a la niña

El abogado Max Narváez, defensor del padrastro y de la madre de la niña desaparecida en Emboscada, en contacto con Radio 1000, ratificó que el capataz tuvo que haber visto quiénes se llevaron a la menor, al mencionar que las huellas de la criatura y las cabras que la acompañaban terminan justo donde estaba trabajando el empleado.

“Desde mayo del año pasado dije a los fiscales, este señor tiene que estar como sospechoso, no como testigo. No cierra su declaración, cómo él va a ver todo a Oberuber, menos a la niña. Desde aquella vez nos llamó la atención, iniciamos una línea de investigación sobre la situación y es raro. Una de las dos cosas, él vio y fue amenazado, tiene miedo, no habla o fue un elemento más para la desaparición de la niña”, expresó el profesional del derecho.

El defensor del alemán y de la paraguaya presos, agregó que al menos el primero está recluido ilegalmente, ya que no tenía responsabilidad en el cuidado de la menor, al argumentar que en aquel momento apenas hacía dos semanas que estaba conviviendo con la madre de ella.

“El resultado está a la vista, hace 1 año de investigación y no tiene una sola pista válida”, sentenció.

Audios