El equilibrio macroeconómico solo dará sus frutos si hay instituciones fuertes, sostiene especialista

El economista Carlos Carvallo, exmiembro del directorio del Banco Central del Paraguay (BCP), en entrevista con Radio 1000, consideró que preservar el equilibrio macroeconómico que logró nuestro país hace casi dos décadas es una condición necesaria, aunque apuntó que dicha estabilidad no es suficiente para que esta situación tenga un impacto directo en la economía de la población.

El experto sostuvo que para que los efectos del equilibrio a nivel macro se sientan directamente en el bolsillo de la gente, es necesario que el Estado cuente con instituciones fuertes que funcionen bien y que castiguen delitos como la corrupción.

“La alta informalidad de la economía, la exclusión social de gran parte de la población, la ausencia de un mínimo estado de bienestar, la precariedad del sistema sanitario y educativo, sumado a una corrupción estructural que tenemos en nuestro país, ha obligado a tomar medidas de emergencia para sostener de forma mínima e insuficiente a las familias afectadas por la pandemia”, expuso.

Carvallo refirió que las disposiciones adoptadas por el Gobierno Nacional no pueden ser catalogadas como “políticas sociales”. “Lo que hicimos fue política de mitigación de daños sociales”, remarcó.

A criterio del entendido en temas económicos, el momento de crisis es propicio para establecer reformas estructurales profundas para que la estabilidad macroeconómica pueda surtir los efectos deseados. No obstante subrayó que en un clima de debilidad política y falta de claridad, estas acciones son prácticamente de cumplimiento imposible.

Audios