Mario Abdo envía mensaje de unidad y pide disculpas por retrasos en el proceso de vacunación

El presidente de la República, Mario Abdo Benítez, dirigió un mensaje a la clase política y a la ciudadanía en general, sobre el segundo intento de juicio político llevado a cabo en su contra.

“Yo respeto profundamente a toda la clase política, es una herramienta constitucional que tiene el Congreso de la Nación, pero no puedo dejar de reflexionar tiene que ser una herramienta extrema, un último recurso”, expresó.

Consideró que la remoción de un mandatario por la vía del juicio político en un momento de crisis puede ocasionar un gran daño a la estabilidad de una nación que requiere de previsibilidad para seguir creciendo.

“Hoy tenemos una profunda crisis sanitaria, la crisis sanitaria genera una crisis económica y si a eso le sumamos una crisis política evidentemente podemos interrumpir la generación del consenso que se necesita para que el país pueda enfrentar de manera cohesionada y unidos este desafío que tenemos todos los paraguayos”, expresó.

También dirigió su discurso hacia el sector de los medios de comunicación, garantizando la defensa de la libertad de expresión durante su gobierno. En ese sentido el mandatario se calificó como un defensor de la democracia.

Finalmente aseguró que su gobierno está haciendo el mayor esfuerzo posible para agilizar la llegada de las vacunas contra el coronavirus.

“Hemos cometido muchos errores, seguro que sí, no estamos conformes con el proceso de vacunación, pedimos disculpas si tenemos que pedir disculpas a la ciudadanía y lo hacemos con mucha humildad”, exclamó.

Anunció que irá respondiendo a cada una de las inquietudes de la ciudadanía de acuerdo a las prioridades. Adelantó que las decisiones que se irán tomando serán a partir de ahora con la mayor participación posible de los sectores afectados.

“Hemos adquirido mucha experiencia sobre los resultados de las diferentes medidas que hemos tomado y eso vamos a ir en todo este proceso dialogando con los diferentes sectores para enfrentar todos juntos los paraguayos los efectos que causa la pandemia del COVID-19 en nuestras vidas, en nuestros sistemas de salud, en nuestras economías”, expresó.

El jefe de Estado destacó en otro momento que la prioridad de su gobierno es tener la mayor cantidad de vacunas en el menor tiempo posible a fin de iniciar con el proceso de vacunación masiva.

Aseguró que el retraso en la llegada de los biológicos adquiridos a través del Mecanismo Covax es una situación que escapa a las decisiones que pueda tomar la administración estatal.

No obstante se mostró confiado en cumplir con la meta de vacunar al 100% del personal de blanco para el mes de abril. Hizo asimismo hincapié en las negociaciones unilaterales que se vienen realizando para concretar la llegada de las dosis.

 

Audios