Condenado por el magnicidio de Argaña sigue sosteniendo que es inocente

Foto: Hoy

Luis Rojas, condenado a 25 años de cárcel por el magnicidio del entonces vicepresidente de la República, Luis María Argaña, en entrevista con Radio 1000 desde su lugar de reclusión, en la Penitenciaría Nacional de Tacumbú, ratificó que no tuvo participación alguna en el asesinato del caudillo colorado.

“Versiones hay miles, pero ya está, no viene al caso, son cosas pasadas, ya mejor que se quede la versión así como está y punto porque a mí no me conviene hablar ni callarme ni nada, o sea que es completar lo que me queda de condena y ya está”, expresó.

Rojas aclaró que nunca tuvo contacto con el fallecido general Lino César Oviedo pero admitió que si mantenía una estrecha amistad con los otros dos responsables del crimen según la justicia: Fidencio Vega y Pablo Vera Esteche.

Reveló asimismo que varias ocasiones policías y hasta periodistas le ofrecieron grandes cantidades de dinero para que se declare culpable de lo sucedido el 23 de marzo de 1999.

Sobre su situación actual, el hombre comentó que le fueron negados sus reiterados pedidos de libertad y enfatizó que lo único que reclama ahora es su traslado a la Granja Koe Pyahu, ubicada al costado de la cárcel de Tacumbú.

Audios