Imprudente al volante mató a joven, pero echan la culpa de lo ocurrido a la víctima

El abogado Ricardo Preda, representante legal de la familia de Nicolás Fernández Cañiza, un joven de 23 años que murió tras ser atropellado por un vehículo el pasado 17 de enero en la intersección de las avenidas Perú y Artigas de Asunción, en contacto con Radio 1000, cuestionó la labor de la Fiscalía por solicitar el sobreseimiento definitivo de del conductor, Mauricio Matías Gulino Lird en el proceso abierto por homicidio culposo.

Aclaró que el Ministerio Público, representando por el fiscal Oscar Delfino, solo acusó y solicitó el juicio oral del responsable, en la imputación formulada contra este por omisión de auxilio. “Nosotros como querella presentamos la acusación por ambos hechos punibles porque consideramos que hay mérito suficiente para que esto sea discutido en juicio oral”, expuso.

Por otro lado, el profesional del derecho criticó asimismo al fiscal Oscar Delfino por presentar un informe “calcado” de la defensa sobre el peritaje de la accidente. En ese sentido mencionó que el perito contratado por los abogados de Gulino Lird, determinó que la causa del percance automovilístico fue producto de una supuesta maniobra negligente del peatón, en este caso el fallecido Fernández Cañiza.

Cuestionó también que ambos peritajes hayan concluido que la velocidad en la que el conductor manejaba su vehículo era la permitida. En este punto dijo que ambos trabajos no tuvieron en cuenta que en las imágenes de las cámaras del circuito cerrado existentes en el lugar se pudo visualizar que la velocidad en la que el rodado era muy por encima de la permitida en esa vía. Cabe señalar que se constató como agravante que el conductor manejaba bajo los efectos del alcohol.

Audios