México: López Obrador considera un asunto interno de EE.UU la disputa sobre migración

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, considera como un asunto interno de EEUU la amenaza del presidente Donald Trump de cerrar por completo la frontera sur, si el opositor Partido Demócrata no autoriza el financiamiento del muro en el presupuesto federal estadounidense de 2019.

“Hemos actuado con prudencia, de manera precavida no hemos opinado sobre este tema, porque se trata de un asunto interno del Gobierno de EE.UU, de dos posturas, preferimos abstenernos, estamos buscando mantener una muy buena relación con el Gobierno de EEUU no queremos ser imprudentes, no consideramos que debamos participar ni opinar sobre este asunto”, dijo el mandatario en conferencia de prensa en el Palacio Nacional, sede del Gobierno.

Trump solicitó más de 5.000 millones de dólares para construir el muro, mientras que los legisladores del opositor Partido Demócrata en el Congreso se oponen a la idea de levantar una barrera física en la frontera.

El mandatario mexicano también dijo que una agencia aeronáutica estatal de EEUU participará en la investigación del desplome del helicóptero en el que el 24 de diciembre murió la gobernadora del estado de Puebla y su esposo, líder opositor en el Senado, como “una excepción” durante el cierre parcial del Gobierno de la potencia norteamericana.

“El secretario de Relaciones Exteriores [Marcelo Ebrard] le pidió a Mike Pompeo, jefe del departamento de Estado [de EEUU], que nos ayudara para que aún en la circunstancia en que se encuentra el Gobierno pudieran participar en la elaboración del dictamen; ayer nos informaron que están en condiciones de apoyar”, como una “excepción”, a pesar del cierre parcial del Gobierno estadounidense.