Controles de talleres desarmaderos en busca de vehículos robados

Agentes de la Policía Nacional, destinados al departamento Control de Automotores, despliegan investigaciones sin pausas en busca de localizar e incautar vehículos robados, incluyendo los casos de antigua data. Las tareas se realizan bajo la planificación y supervisión del propio Jefe de Control de Automotores, Crio. Ppal. Inocencio Machado.

“Muchos desarmaderos que operan sin autorización son en realidad talleres que extraen accesorios de vehículos, muchas veces robados, para la venta por partes. Es una modalidad que facilita la reducción de los automotores robados. Por eso es importante atacar este aspecto del problema”, manifestó el alto jefe policial.

En ese sentido, se realizó un procedimiento en ciudad de Luque, avenida Capitán Insfrán casi María de los Ángeles.

Los agentes policiales llegaron a este taller que también funcionaba como lavadero de autovehículos, y hallaron decenas de autos desarmados y en estado de abandono.

Los vehículos en cuestión deben ser sometidos a peritaje para verificar su origen y así determinar si se trata o no de rodados sustraídos o de origen ilegal.

“Los controles son importantes porque desalientan este tipo de prácticas. Los dueños de desarmaderos que operan con habilitación y con documentos, no deben tener nada que temer”, afirmó el Crio. Ppal. Inocencio Machado, Jefe de Control de Automotores.