Francisco presidió una misa en Santa Cruz de la Sierra y pidió que “no haya más descartes”

El papa Francisco pidió ante una multitud de bolivianos terminar con la cultura del descarte y del consumo, en su primera misa celebrada en Santa Cruz de la Sierra este jueves, durante su segundo día de visita en Bolivia.

“Jesús nos sigue diciendo en esta plaza: ‘Sí, basta de descartes'”, exclamó el papa argentino tras criticar la “lógica que busca transformar todo en objeto de cambio, de consumo, todo negociable”, en la inmensa plaza de Cristo Redentor.

El Sumo Pontífice comenzó su homilía resaltando el sacrificio y amor de las madres bolivianas: “Me conmuevo cuando veo a muchas madres cargando a sus hijos en las espaldas como lo hacen aquí tantas de ustedes”.