Es un invento.

En otro momento, el abogado Fidel Trigo, responsabilizó a los defensores de Maris Llorens, de haber inventado, en connivencia con la Fiscalía y otras autoridades judiciales, las supuestas extorsiones de las cuales se lo acusa, junto con otros tres profesionales del derecho.