Encontraron el ataúd que sería de Cervantes

El equipo que busca a Miguel de Cervantes en el Convento de San Idefonso de las Trinitarias Descalzas de Madrid, donde se cree que fue enterrado el escritor, encontró un féretro en mal estado con las iniciales M.C., y ahora analizará si los restos corresponden con los del dramaturgo, enterrado en 1616. La ubicación exacta de la sepultara es el misterio que los expertos tratan de resolver cuatro siglos después de su muerte.

“Estamos emocionados, pero al mismo tiempo nos queda seguir mirando”, dijo el antropólogo forense Francisco Etxeberria, quien supervisa los trabajos. “El ataúd son fragmentos de tabla muy, muy degradada”, explicó.El equipo que busca los restos del escritor español más universal de la historia pidió cautela. “No podemos confirmar que hayamos encontrado a Cervantes”, señaló Etxeberria.

El hallazgo de la sepultura se produjo ayer al mediodía, mientras los arqueólogos excavaban en los nichos de la cripta del convento. En su interior encontraron huesos pertenecientes a 10 cuerpos y restos de un sarcófago de madera marcado con las iniciales M.C. en tachuelas metálicas. Algunos de los huesos del nicho ya han sido descartados, porque se trata de niños.

Los huesos están siendo clasificados y analizados por los forenses en el interior de la cripta. El equipo de investigación ha convertido ese espacio de apenas 10 metros de largo y seis de ancho en un moderno laboratorio.